2014: Un gran año

Últimas horas del 31 de Diciembre de 2014. Para millones de personas es un día de celebración. Aproximádamente el 75% de la población cambia de año cada primero de enero siguiendo el calendario gregoriano, aunque solo unos pocos podemos hacer una fiesta. Para muchos es el último día de su vida, para otros es el primero. Según la ONU, más de 30 millones se encuentran desplazados a causa de conflictos armados y muchos de ellos están en plena guerra, luchando por la supervivencia. Muchos morirán de hambre y otros por enfermedad. Miles de millones de animales sufren el holocausto en las granjas y mataderos industriales para satisfacer a una minoría de los humanos del planeta. Y el planeta según diversas organizaciones está en el peor momento de la historia.

Sin ignorar todo lo que está ocurriendo aún hay margen para el optimismo, la esperanza y la gratitud.  Mi deseo es ser cada día más optimista y más féliz sin necesidad de amnesia, ignorancia ni indiferencia. Haciendo por los demás todo lo que esté en mi mano. Consumiendo de manera responsable.

La hoja de ruta consiste en vivir el momento presente con atención, agradecido por tantas cosas buenas que me suceden.

2014 ha sido el mejor año de mi carrera profesional desde que trabajo como independiente. Todo lo que podía salir bien ha salido bien. He tenido la suerte de visitar multitud de empresas y trabajar con gente genial. He tenido tanto trabajo este año que no voy a citar todos los lugares por los que he pasado y personas con las que he trabajado porque se me quedaría gente fuera seguro.  Me ha encantado ver trabajar a algunos colegas del gremio como Luis Fraile o Luis Ruiz Pavón y ha sido un placer descubrir a Carlos Bastos.

A principios de 2013 pensaba que debía centrar mis esfuerzos en el mercado extranjero, sobre todo UK y Alemania pero este año el mercado nacional me ha dado mucho más de lo que esperaba y he salido poco fuera del país. Prácticamente cada semana recibía alguna petición para formación o consultoría y he tenido varios encargos de desarrollo de producto a medida con los que me lo he pasado bomba. He conseguido programar tanto como quería. También he podido empezar a grabar los screencasts de programación que quería (y haré más).

Pero lo más importante son las alianzas que se han ido fraguando por el camino. Sin buscarlo estamos cerrando el año funcionando como equipos en lugar de ser un profesional solitario. Estoy encantado de cerrar el 2014 trabajando con mis compañeros Luis Rovirosa, Juan M. Gómez, Imobach Martín, Nestor Bethencourt, Modesto San Juan, Alfredo Casado y Fran Reyes. Y con todos los compañeros de AIDA (ahora cuento más). 

Luis Rovirosa está ayudandome con consultoría y formación en varios clientes, es un aliado con el que llevaba tiempo queriendo colaborar. Juan, Imo y Nestor estan desarrollando conmigo el editor de plantillas del popular MDirector, la herramienta de email marketing de Antevenio, un proyecto muy bonito. Alfredo, Modesto y Fran están conmigo y con el resto de compañeros de AIDA trabajando en un proyecto apasionante para el Grupo Domingo Alonso. Y hay más proyectos en camino. Por ello estoy en proceso de constitución de un SL, la que será mi segunda SL. Estoy ya cambiando la portada de esta web (carlosble.com) y pronto habrá mas fotos e info de todos.

Con semejante grupo de profesionales podemos atender toda la demanda que me llega y puedo estar tranquilo al delegar. Poder delegar sin preocupaciones, no tiene precio.

Cerrar el año trabajando para Grupo Domingo Alonso es una suerte. Se trata de una de las mayores empresas de Canarias aunque yo no la conocía porque los coches no me llaman la atención. Surgió una consultoría con ellos, en parte a través de nuestro amigo y maestro Jose Juan Hernandez de la ULPG y pude conocerles. Me quedé encantado con la calidad humana del equipo, sus valores, su energía y con el proyecto en sí. No tenía intención de proponerles colaboración para sacar adelante el proyecto pero cuando volví a casa y pasaron unos días me dí cuenta que yo quería trabajar allí y les mandé una propuesta. Es un super reto, la construcción de un complejísimo Dealer Management System. El reto es tan grande que necesitaba pedir refuerzos y para mi sorpresa, tanto Alfredo como Modesto y Fran lo dejaron todo (bueno, a sus parejas no!) y se mudaron conmigo a Gran Canaria para meterse en el proyecto. Llevamos dos meses de proyecto y cada vez me gusta más todo lo que conozco. El capital humano de AIDA (Aplicaciones Informáticas Domingo Alonso) es increible. En la fiesta de navidad nuestro compañero Alejandro Artiles se curró este gracioso vídeo explicando lo que estamos viviendo en estos comienzos del proyecto, al estilo "Stars Wars":

Por si fuera poco, en Junio de este año mi padre volvió a nacer. Ingresó en urgencias y los medicos dijeron que no sobreviviría. Un fulminante cáncer de cólon. Sin embargo lo ha superado por completo en muy poco tiempo. Mi padre cuenta la experiencia en su blog. Ha sido la mejor noticia del año, lo mejor que ha sucedido.

Este post es sobre todo para daros mil gracias a todos los que estais haciendo posible este grandísimo momento. Gracias a todos los que este año habeis contado conmigo. Ha sido un placer y estoy seguro de que viene mucho más por delante.

Gracias a Dácil por estar siempre ahí, por ser mi motor. Gracias a mi madre por cuidar de todos nuestros animales del refugio cuando yo no puedo hacerlo por mi trabajo. Este año, sin mi madre no hubiera sido lo mismo, no sé cómo lo hubieramos hecho.

Caramba! ya es 2015! Próspero año nuevo!

Enjoyed reading this post?
Subscribe to the RSS feed and have all new posts delivered straight to you.